Novitiate

Novitiate
6.7
Novitiate A mediados de los años 60, la joven de 17 años Cathleen, criada por una madre soltera no religiosa en una zona rural de Tennessee, decide ser una sierva de Dios, pero durante su noviciado comienza a cuestionar su fe católica mientras recibe la formación para convertirse en monja. Novitiate Critica Novitiate es un muy buen producto cinematográfico del género religión (cristianismo católico). Estamos ante una película que no será recomendada en casi ningún periódico, radio o televisión como lo son otras numerosas mediocridades de diversos géneros y en particular si tratan de algún modo contra la Iglesia Católica (la reiterada «mala de infinidad de películas»); pero mil veces mejor y con un gran mensaje de fondo: Propone esta obra o puede entresacarse lo siguiente: si bien, de siempre es humanísimo y antropológico buscar y dedicar gran parte de la vida a hablar con Dios en silencio y unirse a otros seres humanos que también se sienten anhelantes de la misma imantación religiosa, incluso apartarse del ruido o ruidazo mundano (por más que esto les parezca descabellado y locura a muchos hoy en día), sigue y seguirán habiendo mujeres jóvenes que opten por abtenerse de la mundanidad, de la práctica del sexo y de la procreación, algo que merece el agradecimiento humano general pues al hacerlo éstas están brindando al resto de la Humanidad un espacio y un renunciamiento dignos de tenerse en cuenta en medio de la plaga que supone ya casi ocho mil millones de seres humanos desmadradados sobre el planeta. Lo cual no quita que algunas de estas creyentes emprendedoras de la fe, de la caridad y de la esperanza, militantes vitales de estos ángulos principales de la religión, voluntarias del existencialismo habitual de relacionarse con Dios Amor, Bondad y Misericordia, es decir personas atraídas a ser candiles que deciden ponerse en alto para alumbrar las tinieblas procreativas de la humana mundanidad, se planteen si su predisposición ha de conllevar necesariamente el someterse a un estilo de vida donde hay que abdicar de la mínima dignidad y hasta de la reserva individual del subconsciente o de la propia conciencia para que la que está o los que están al mando de su ordenamiento religioso se sientan a gusto con su propia degeneración mental, religiosa y profesional. En resumen, que sentirse una mujer joven atraída hacia Dios conlleva «algo más», sin que ese «algo más» tenga necesariamente que ver con dar rienda suelta a las pulsiones sexuales; es que una sana y joven mujer que desea entregar ésta su vida a Dios: «necesita algo más que ser una borrega monja».
<

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Dual Español Latino 16/01/2020 1.98 GB 5 Descargar
1080p BluRay Español Latino 16/01/2020 1.98 GB 6 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

Tienda de unicornios

Comedia Drama Fantasía
6.2

Tienda de unicornios Kit es una joven que, tras tener que regresar a vivir con sus padres, recibe una misteriosa invitación de una tienda que pondrá a prueba sus ideas sobre el verdadero significado de la madurez. Tienda de unicornios Critica   En 2017, la actriz Brie Larson (Capitana Marvel para los amigos) presentó en varios festivales de cine su debut como directora, que no es otro que “Tienda de unicornios (Unicorn Store)”. El film no gustó a casi nadie, y se quedó en un cajón durante dos años, hasta que, claro, ha llegado el estreno de “Capitana Marvel”, y en Netflix (que tendrán bastantes cosas criticables, pero que son más listos que casi nadie) han movido ficha, y han estrenado dicho film a casi un mes después del estreno de la película de Marvel. Estamos hablando de una película que a nadie interesó ni interesaba hasta al momento, y que ahora se ha vendido como un gran estreno en exclusiva de la plataforma, y como el debut de la ascendente Brie Larson, y encima junto a Samuel L. Jackson. Pues bien, la verdad es que la trama y lo visto hasta el momento transmitían cierta incredulidad ante lo extraño de la propuesta. Y una vez vista debo confirmar que los temores no eran infundados, ya que estamos ante una rareza tan inclasificable como boba. La dirección de Brie Larson es de corte independiente y todo es plano y monótono. Cualquier amateur podría haber dirigido la película, sin más. En cuanto al guion, tiene algunos personajes y momentos interesantes (la mayoría con los padres de la protagonista), pero la tontería y la intrascendencia se apoderan del conjunto sin miramientos. En cuanto al personaje principal, es tan entrañable (pocos momentos) como irritante, y cuesta empatizar con ella. Se nota el esfuerzo de Larson por ofrecer una actuación notable, pero hay momentos que se la ve algo exagerada, al igual que a su compañero Samuel L. Jackson, que sale menos de diez minutos y está totalmente desaprovechado. Que no os engañe la promoción del film. Una pena. En conclusión, estamos ante una película que podría calificarse como una soberana chorrada. Entiendo la opinión generalizada que causó hace dos años, y creo que lo que hace Netflix, de rescatar productos independientes que nadie vería en salas, es un arma de doble filo, porque estoy seguro que este producto va a crear más descontento que alegrías entre los usuario de la plataforma. Sinceramente, no sabría decir que público quedará encantado con esta rareza, por mucho que este cargada de buenas intenciones y tenga un buen mensaje (aunque totalmente predecible y visto en muchos otros films, todos ellos muy superiores). Un debut de Larson prescindible y fallido. Vosotros mismos.

Peaky Blinders

Crimen Drama
8.3

Peaky Blinders La serie está ambientada en el mundo de los gangsters de los años 20, en Birmingham. Un joven a lomos de un hermoso corcel negro recorre las calles de Birmingham (Inglaterra). Estamos en 1919, la Gran Guerra ha terminado, pero aquel individuo posee el don de atemorizar a su paso a cualquier transeúnte. ¿Quién es? ¿Por qué les asusta tanto? Al parecer busca un hechizo, una pócima, que garantice la victoria de su caballo de carreras. Una mujer oriental proveerá al temido muchacho de una mágica especia que hará que el noble animal equino logre su fin. Peaky Blinders Critica   Los Peaky Blinders asomaron sus boinas "tuneadas" allá por el 2013. Yo en aquel momento me la puse como pendiente, porque leí que era británica y ya sabéis, las ganas de escuchar inglés y seguir practicándolo, y porque la temática que reflejaba sobre la posguerra y la mafia en Birmingham me atraía, pero no lo suficiente. Pues bueno, he tenido el gran acierto de ponerme este año con ella justo cuando iba por el tercer capítulo de la segunda temporada en la BBC. Y ahí voy: La primera temporada de esta serie no está mal, es aquella donde como bien dice mi título en la crítica, prometía ser algo bastante bueno. La ambientación es para mí lo que más se puede destacar de la serie, donde se cuida hasta el más mínimo detalle de la sucia Birmingham, y la banda sonora con ese Red Right Hand de Nick Cave cuya melodía inicial se os incrustará en el cerebro de por vida es simplemente genial. También tengo que mencionar todos los temas de The White Stripes que para mi gusto encajan a la perfección en cada escena. Actuaciones buenas con un elenco de actores con nombre (Cillian Murphy, Helen McRory, Sam Neill). Incluso éste último destaca, al que seguramente igual que yo al empezar diréis: ¿qué cojones pinta éste aquí? Pues sí que pinta el susodicho, y mucho. Si bien el guión tampoco es nada del otro mundo, y terminas la temporada sabiendo que si seguían por ese camino, podía ser algo espectacular, pero no lo es hasta ahora. El problema es que tiene una segunda temporada, y que justo cuando la empiezas ya ves que han dado un salto de calidad para quitarse el sombrero (o la boina). Señores, qué pedazo de banda sonora (Arctic Monkeys, PJ Harvey, Nick Cave...), qué pedazo de fotografía, qué actuaciones (con la inclusión de un siempre genial Tom Hardy y un Noah Taylor que cumple de maravilla), qué guionazo y qué jodidamente bien hecha está la puta segunda temporada. Qué larga se ha hecho la espera de cada semana para ver los viernes a Thomas Shelby, a la tía Polly, a los hermanos y a todo los personajes que rodean a esta maravillosa serie. El último capítulo sin duda es para verlo en traje de chaqueta y con un buen Scotch en la mesa.

Érase una vez en… Hollywood

Comedia Drama Suspense
7.5

Érase una vez en… Hollywood Los Angeles, 1969. La estrella de televisión Rick Dalton, un actor en horas bajas especializado en westerns, y el doble de acción Cliff Booth, su mejor amigo, tratan de sobrevivir a una industria cinematográfica en constante cambio. Dalton es vecino de la joven y prometedora actriz y modelo Sharon Tate, que acaba de casarse con el prestigioso director polaco Roman Polanski. Érase una vez en… Hollywood Critica   Ya lo dijo Tarantino en una de sus últimas entrevistas promocionando la película: ni hacerla fue un camino de rosas (el director se distancia por primera vez de Harvey Weinstein tras el #MeToo, manteniendo control creativo total eso sí), ni la historia que presenta la misma tampoco lo es. Mucha gente se va a decepcionar porque va a ir a verla creyendo que la trama va de lo que ocurre con Sharon Tate, o porque se espere al Tarantino más comercial y/o esperado a nivel de violencia. Ya digo desde ya que es una película que habla del cine. Sobre el cine dentro y fuera de la pantalla. Sobre los rodajes, sus equipos artísticos y técnicos. Una carta de amor y relativo odio al cine. Ya desde los títulos iniciales -NO es spoiler-, cuando aparecen los nombres de DiCaprio y Pitt, los mismos están sentados al contrario de donde aparecen, como un espejo. Determinadas escenas con Pitt, Robbie (breve momento cuando Pitt/Booth la observa mientras ella está en la habitación) o el mismo DiCaprio (cuando desahoga en su remolque tras estropear una escena) tienen espejos por el medio. La película no es un retrato robot de la realidad ocurrida, la película es cine. Es cine en su máxima expresión: es ilusión, espejismo. Entretenimiento hecho a la medida del creador. Se toma por tanto licencias notables con las personas de Tate (Margot Robbie está perfecta), Polanski, Steve McQueen (podría haber sido más que un cameo glorificado) o Bruce Lee (desternillante) entre otros. Tarantino hace lo que nosotros hubiéramos querido hacer cuándo éramos niños: hacer nuestros antojos realidad anteponiendo nuestra emoción a la razón. Prueba de ello sin soltar spoilers es la maravillosa secuencia de Tate/Robbie en el cine viéndose a sí misma y contemplando la reacción del público. Así mismo, esta película también contiene retazos de dureza emocional. En el cine no todo es bonito, quizás nada realmente. Y eso se aprecia por la presión en los rodajes, los rumores que circulan y hacen vetar ciertas personas (el pasado ambiguo del personaje de Booth), los problemas personales de DiCaprio al haberse visto triunfador y ahora estar en decadencia coincidiendo con un relevo generacional, cómo su agente (Pacino) le hunde la moral, el tener una buena edad para vivir pero una cifra con la que te tachan de "viejo" en el mundo del espectáculo, el eterno duelo de los actores al repasar lo que podría haber sido su carrera y al final no fue (el momento 'Gran evasión'). Casos reales hay y conocidos: Rooney Mara iba a volver como Lisbeth Salander hasta que Claire Foy pegó un espontáneo subidón con 'The Crown' y se lo ganó (merecidamente para mí, pese a que la cinta se la pegó en taquilla). Dougray Scott iba a ser Logan/Lobezno en 'X-Men' pero al enrolarse en la segunda de Misión Imposible, un desconocido Hugh Jackman se convirtió en la leyenda que es hoy. Jake Gyllenhaal casi es el Batman de Nolan. Tom Selleck iba a ser Indiana Jones. Will Smith rechazó el Neo de Matrix pensando que sería un fracaso. El propio Tom Cruise fue considerado para el rol de Pitt en ésta (fuente: IMDB). Viendo luego cómo han ido las cosas para muchos de ellos, no quiero ni imaginar cómo se sentirán al despertarse casa mañana y decirse a si mismo "ese pude ser yo". Nosotros vemos el truco del mago, la ilusión, el trabajo ya hecho. Pero entre bambalinas las cosas son crueles, tristes y hasta depresivas. Puede que muchas estrellas se sientan vacías y perdidas como el Rick Dalton de DiCaprio. Y no quiero ni pensar los que ni siquiera tuvieron oportunidad de brillar o fueron olvidados más rápido de lo esperado. Referenciando al David Mills del propio Pitt en 'Seven': "eres una camiseta de moda, dentro de poco ya habrá pasado tu tiempo". Y eso la película lo trascribe muy bien. Cerrando la crítica, a nivel cinematográfico es una de las mejores del año y a nivel personal es mi favorita del director junto a 'Pulp Fiction' y 'Kill Bill II'. Se permite ser más emocional, más personal. No copia. No ofrece un ejercicio de estilo y referencial sin más, sino que tal vez es su película con mayor contenido concentrado en su argumento.. Se nota que esta vez le ha dado por ir a por una historia más profunda y ser él mismo (lo que hace que la prefiera antes que a casi toda su filmografía). Combina el humor y el drama de forma genial. Así mismo, sigue teniendo grandiosa puntería para seleccionar canciones en el momento adecuado. Ahora bien, no la encuentro redonda del todo. Se hace larga, hay tramos o escenas que podrían haberse recortado o ahorrado y es una película que hay que tener cuidado con lo que se espera de ella. No me extrañaría que se necesitase más de un visionado para calarla (yo lo necesité antes de puntuarla y hacer la crítica, y cuanto más la vi y más pensé sobre ella, más me encandiló). Eso sí, DiCaprio está genial, Robbie es brillante y Pitt da la campanada como mi favorito del reparto. Contiene escenas memorables desde ya (DiCaprio con la niña, por favor; Cliff contra Bruce Lee). Pero desde la escena del rancho poblado por hippies -que parece mutar en una película de terror y suspense a plena luz del día- la película no para de subir y toca techo en una media hora final inolvidable de vitorear y aplaudir. Digan lo que digan, sólo por el final debe ser aprobada. Por lo demás, y en general, una gozada. Imprescindible verla en VOSE. Y quedáos un poco durante los créditos finales.

Infierno bajo el agua

Acción Drama Suspense Terror
6.1

Infierno bajo el agua Infierno bajo el aguaCuando un enorme huracán llega a su pueblo en Florida, Haley ignora las órdenes de evacuación para buscar a su padre. Tras encontrarle gravemente herido, ambos quedan atrapados por la inundación. Prácticamente sin tiempo para escapar de la tormenta que arrecia, Haley y su padre descubren que la subida del nivel del agua es el menor de sus problemas. Infierno bajo el agua Critica   En el coche, vuelta a casa tras tal esperpento, confiado me hallaba uno, con la intención de plantar la pena capital a esa entrega, uno de los escasos unos que he puesto por el momento, pero, tras mucha reflexión, he de reconocer que me ha marcado y si bien ha supuesto un recuerdo no tan doloroso, gozo de resquicios donde me ha hecho hasta reír. Es evidente que esta no era su intención, y no tengo claro hasta que punto le puedo dar crédito por ello, pero bueno, haciendo muestra del principio de caridad, así lo haré pasar. Esto es sin duda alguna una película mala, es algo que se daba por descontado, pero de forma sorprendente, donde uno esperaría super protagonistas vs super cocodrilos, solo se encuentra super-idiotas por un lado, y caimanes super-decadentes por el otro. La acción injustificada se intercala con escenas de superación personal al mas puro estilo USA (sintonía trompetera y cámara lenta). Tras un par de mordeduras por parte de unos reptiles con una mordedura de 268 kg por cm2 a.k.a. (EL ANIMAL CON UNA MORDEDURA MÁS FUERTE DE LA HISTORIA), gozan de la suficiente calma y energía como para dar discursos motivadores, de verdad de traca… Tan de traca era que a medida que avanzaba la película me digné a listar las escenas más sin sentido que he visto en mucho tiempo, empecemos: -En un agua pantanosa, removida y sucia, nuestra protagonista, con sus ojos de reptiliana, preserva una vista perfecta -Nuestros protagonistas poseen habilidades sobrenaturales, que pasan por una capacidad regenerativa increíble, un ratio de coagulación inconmensurable, una velocidad en el nado capaz de rivalizar con la de los caimanes y una fuerza digna de los dioses, que les permiten resistir la mordedura de un caimán en plena mano, y decapitar a uno de los mismos con una pala, repito, una pala. -Los cocodrilos, en función de la ocasión se tornan brillantes o los seres más estúpidos de la historia, desde saltar varios metros arrancando la cara a un pobre policía, para instantes después ignorar a los mismos que están sobre una repisa 5cm sobre el agua. -No soy un experto en nuestros amigos reptiles, y seguro que un hogareño granjero de Luisiana conoce mejor a los cocodrilos que yo, pero si hay algo que he aprendido estos años de National Geographic es que los caimanes cuando muerden, giran a fin de descuartizar a la presa, no la zarandean, no la estampan contra las paredes, ROTAN, y si bien esto se ignora durante toda la película, en el único momento en el que esto sale a florecer es en el final, cuando de hacerlo, lo hace de forma anecdótica, como si de un tiovivo se tratase, permitiendo a nuestra protagonista no solo gozar de unos preciosos flashbacks, sino también de el temple y tranquilidad para tomar una bengala del suelo. Muchos podrían pensar que en pos de la acción esto se puede pasar por alto, pero no, y mucho menos compararlo con “Jaws”, porque a diferencia de a lo que se nos tiene acostumbrados (unos super-tiburones que justifican las escenas de acción), aquí, los depredadores parecen perros cabreados, verdes y con mordeduras irrisorias. Puede que si se hubiesen suprimido las escenas melodramáticas con trasfondo ético, habría sido una pasable comedia.

Megan Leavey

Bélica Drama
7.2

Megan Leavey Historia sobre la soldado de marines Megan Leavy y su perro militar, que estuvieron en la guerra de Iraq y sufrieron una violenta explosión. Megan Leavey Critica Megan se alistó en los marines para alejarse de una vida sin esperanza y de su inadaptada madre. Ya en el ejército por casualidad le llevaron a limpiar como castigo el pabellón de los K9 (perros adiestrados) y acabó entrenando a un pastor aleman bastante agresivo llamado Rex, los dos acabarían en Irak y completarian más de 100 misiones neutralizando explosivos y labores de rescate. Pero una explosión trucaria la carrera de ambos… A lo largo de la historia los egipcios, griegos, persas, romanos utilizaron en las guerras perros adiestrados como ataque, cazadores, rastreadores, buscadores, exploradores, guardias o mensajeros, hoy en día la labor de estos nobles animales sigue siendo inmensa. La pelicula nos cuenta ese vinculo que se crea entre un adiestrador y su perro. La lealtad ,el coraje y el patriotismo como solo los americanos saben plasmar. Kate Mara juega con el espectador emocionalmente y hace un gran papel como Megan. Primer largometraje que dirige Gabriela Cowperthwaite despues del documental “Blackfish” de 2013 , la historia de una orca asesina que estuvo en diferentes parques acuáticos (Entre ellos uno en España) y que mato a tres personas. Un drama militar muy entretenido con un guión ligero convincente y conmovedor que hara las delicias sobre todo de los amantes de los perros.

Tall Girl

Comedia Drama Romance
6.2

Tall Girl Jodi lleva años acomplejada por su estatura (1,91 m). Siendo con mucho la chica más alta del instituto, nunca se ha sentido a gusto con su cuerpo. Después de años andando encorvada, aguantando burlas e intentando pasar desapercibida, por fin decide que ya es hora de superar sus inseguridades y se enreda en un trío amoroso en el instituto Tall Girl Critica   Pues la vida de nuestra protagonista Jodi, es más predecible que la cinta en sí; Burlas continuas, por no llamarlo bullying, una única amiga en el instituto, que la defiende a capa y espada y un amigo enamorado de ella desde siempre pero al que no le da una mínima oportunidad, precisamente, por su diferencia de estatura (¡Ay, qué pena Jodi!). En su casa, la situación no es diferente; Unos padres protectores, que llevan preocupados por la altura de la niña desde pequeña y por cierto, con menos luces que un coche de la Guardia Civil en una rotonda y una hermana, que junto a sus progenitores parecen sacados de un reality show de Paolo Vasile. En fin, la vida de Jodi, bellísima por cierto, solo se reduce a pasar desapercibida. *Después de Stig Con la llegada de Stig, el apuesto nórdico (leches, me gustaba hasta a mí), la vida del monótono instituto va a dar un vuelco de 180º grados y por supuesto la de Jodi, no va a quedar al margen. Todas las femmes fatales a por el ¿pobre? incauto, evidentemente, gana la peor de todas; la pesadilla de Jodi, que en pocos minutos lo convierte en su novio oficial, marcando su coto privado de caza. Por un azar del destino y del guionista, el apuesto galán se hospeda en la casa del eterno enamorado de Jodi, el cual hace todo lo posible y lo imposible porque la relación amistosa de ambos no fructifique. Miradas, un piano que Jodi no toca para que no se fijen en ella y un recíproco beso, parecen que van a cambiar el rumbo del destino y cambiará, vaya sí cambiará, pero eso queridos, es ya otra historia que deben ustedes visionar. *Tall Girl//Tall Boy Jodi (Ava Michelle), la chica alta, ópera prima en cine, aunque la natural de Michigan ha ejercido de modelo, bailarina, cantante, siendo su principal éxito, el show de baile Dance Moms (2014). Pues la verdad es que está sencillamente encantadora, en esta batidora romántico adolescente, para un papel por el que no lo van a dar el Óscar pero para el que no resulta fácil, que tu principal arma defensiva, sea tu excesiva altura. Bien en una primera parte, objeto de todo tipo de estupideces y mejor en la segunda, donde nivela sus inseguridades y miedos, dándose cuenta, quizás un poco tarde, que también los perfumes vienen en frascos pequeños. Actriz a seguir. Stig (Luke Eisner), el galán nórdico, pero de Wisconsin, también ópera prima como actor, pero este sí, con un gran recorrido como modelo para las firmas más importantes del mundo. Correctamente correcto, de guapo asusta, y no le pierde la cara a la insegura Jodi. Por cierto, para el guionista, afirmar que Stig es el patito feo de su país, porque todos los demás son más guapos y atléticos que él, como que te puede costar una demanda de cualquier compañía aérea, querido, por embaucar y por colapso de líneas, ojo al dato. *La bella tras las cámaras La directora (Nzingha Stewart), si no me equivoco, su ópera prima para la pantalla ¿grande?, pero viene de la dirección de vídeos musicales, episodios de televisión y TV movies, para los grandes de los diferentes medios. Muy afamada y conocida en los Estados Unidos, afroamericana y me remito al título de su encabezado (pueden verla cuando quieran), dirige este predecible pastelito, casi ochentero, con bastante brío y elegancia, apartando la vulgaridad de las típicas comedias de adolescentes y jugándoselo todo a una carta, de al menos buen gusto. Puede ser un pequeño salto a una dirección más sería y comprometida o una vuelta a las TV movies, pero de todas formas, agradezco estos 100 minutos, que me hicieron recordar cintas de otras épocas, donde el amor era totalmente diferente. Directora a seguir. *Conclusión Tall Girl (Chica alta), había títulos más originales, pero pedirles peras a Netflix es complicado y es una lástima que la plataforma ignore una y otra vez, que los títulos de sus mediocres cintas (algunas bastante buenas, hay que ser justos) no ayuden en nada a su repercusión mediática, pero en fin, advertidos están. Es una comedia adolescente, romántica, quizás de guante blanco (que ya es difícil en los días que corren), totalmente blanca e incluso con moraleja final. Se encontrarán con toda la fauna de estereotipos habidos y por haber; en el instituto, en el baile, en la casa de la protagonista (¡Vaya la hermanita, por Dios!) con el papá y la mamá, que vive anclada en el siglo XIX y hasta con el trío amoroso, que delimita la cinta hasta darle la vuelta a la tortilla, pero con clase, eso sí. En fin, a los Netflixnianos y acoplados, vean la cinta, disfrútenla ¿por qué no?, más barata que un café y poco más de hora y media sin aguantar al nuevo fichaje de Viva la vida, ¿Se puede pedir más?. Pues sí, una comedia honesta, predecible hasta el tuétano y que quizás nos traiga recuerdos de un instituto, donde no existían ni chicas tan altas ni galanes nórdicos.