Mary

5.4
Mary Una familia en dificultades compra un viejo barco en una subasta con grandes esperanzas de comenzar un negocio de fletamento, solo para descubrir sus horribles secretos en las aguas abiertas y aisladas.   Mary Critica El misterio al que aludo no es el de la familia que se embarca en el velero para ir a las Bermudas; lo sobrenatural es la presencia de Gary Oldman, todo un Oscar de la Academia, en este cuento. Porque éste es un film menor. El argumento es banal y simple, como cualquier película barata de terror. A la familia en cuestión le esperan unos malos tragos en su discurrir por el océano. En fin, para los que gustan de este género: no hay sustos, no hay gore, no hay una música ominosa y no hay una escalada de tensión que te los ponga de corbata. El filme fluye casi plácidamente hasta su final esperado. Emily Mortimer está bien. Las imágenes náuticas son bonitas. Y poco más. No sé que pinta aquí Oldman, la verdad. En mi humilde opinión, obra floja y prescindible.
<

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p Dual Español Latino 18/05/2020 2.26 GB 22 Descargar

Comentarios

También te puede interesar

No dejes de mirar

Drama Suspense Terror
5

No dejes de mirar Una familia queda prisionera en su propia casa cuando unos intrusos se hacen con la vivienda. Comienza entonces un juego de vida o muerte en el que hay misteriosas reglas que se desvelan a medida que avanza la noche. ¿Podrán sobrevivir a esta pesadilla? Dirigida por Sean Carter (The Killing Room), Keep Watching cuenta con un reparto formado por Bella Thorne (Juntos y revueltos), Chandler Riggs (El último gran día), Ioan Gruffudd (Los cuatro fantásticos), Natalie Martinez (La trama), Matthew Willig (La verdad duele) y Christopher James Baker (El santuario), entre otros. No dejes de mirar Critica ¿Cuando sabes que estás viendo una película mala de miedo (pero mala-mala, no mala-buena que todos sabemos)? Cuando sale OTRA VEZ la actriz Bella Thorne con sus culottes apretados, sus morritos y su actuación de "hija rubia adolescente" estándar. Es que no falla, como en Amytiville (2017). Aunque tenga ya sus buenos 20 años, sigue haciendo papeles de quinceañera. Aquí, además, comparte protagonismo con una de las peores actrices que he visto nunca en pantalla, Natalie Martinez (33 años...qué madrastra más joven, ¿no?), y claro, uno ya empieza a ver por dónde van los tiros: primeros planos del culo de Thorne, primeros planos del escote de Martinez (toda la película enseñando el sujetador de encaje)...y así una y otra vez. Como siempre, actrices pésimas elegidas porque quedan monas cuando gritan en pantalla, aunque no saben actuar ni aunque les pongan una pistola en la cabeza. Llevamos más de 40 años igual con la tontería. Copia-pega eterno en el género del Terror, hasta el infinito. Completan el reparto dos soseras blandengues como Chandler Riggs (Caaaaarl en Walking Dead) e Ioan Gruffudd (4 Fantásticos), monigotes unidimensionales carne de cañón que no sirven para nada, en una topiquísima y manidísima Home-Invasion absolutamente delirante (¿400 cámaras en toda la casa han puesto los asesinos sin que nadie se enterase?), agujeros de guión como catedrales (ese Caaarll con los cascos al cuello toda la película porque....bueno, porque el guión lo necesita por fuerza), un ritmo irregular (no pasa nada en la primera media hora, pero NADA), un argumento penoso, irreal, inconsistente y absurdo (ese lamentable final...). Y todo este festival de escotes, morritos gritando, malas actuaciones y las sempiternas máscaras con voces distorsionadas me hace preguntarme: ¿Por qué, Hollywood?¿Es que ya no hay historias buenas que contar de terror?¿Historias originales, terroríficas de verdad, con nuevas ideas, nuevos universos, nuevos tipos de personajes?¿Es que vamos a tener eternamente la misma película de adolescente rubia perseguida por enmascarados, sin gracia, sin talento, sin alma, que se nos olvida tan rápido que nuestro cerebro ni registra su nombre? Y si lo hacéis (otra vez, que lo haréis, porque ya van 94.734 películas iguales), por lo menos hacedlo bien, joder. No estas basuras inanes que no ofrecen absolutamente nada nuevo bajo el sol.

Heridas

Drama Misterio Suspense Terror
4

Una serie de sucesos misteriosos y pertubadores comienzan a suceder cuando un camarero de Nueva Orleans contesta a la llamada de un teléfono olvidado en un bar.   Heridas Critica Nueva película de terror llegada a Netflix dirigida por el director de la recomendable Under the Shadow (2016) y que cuenta con un reparto estelar entre los que se encuentran Armie Hammer (Operacion U.N.C.L.E, 2015), Dakota Johnson (Suspiria, 2018) y Zazie Beetz (Joker, 2019). Una serie de sucesos misteriosos y perturbadores comienzan a suceder cuando un camarero de Nueva Orleans contesta a la llamada de un teléfono olvidado en un bar. La película parte de una premisa y un tráiler que, a priori, invitaban a tener ciertas esperanzas en esta película, más estando en manos de un director con una ópera prima tan prometedora y con un reparto protagonista cuanto menos llamativo. Wounds tarda una media hora en arrancar donde se nos plantea una trama que luego no cumplirá las expectativas, en vez de esto, la cinta tirará de un efectismo barato a base de imágenes con cucarachas y mensajes de texto perturbadores en un móvil que se agota pronto y deja una trama muy manida a la que no se le sabe construir una atmósfera para generar tensión en el espectador. No obstante, la película se deja ver y no aburre, aunque quede como una cinta mediocre más en el inmenso catálogo de Netflix, resultando como algo que prometía mucho como la segunda película de Babak Anvari y siendo en gran parte decepcionante.

The Boy: La maldición de Brahms

Misterio Suspense Terror
6.3

The Boy: La maldición de Brahms Una familia joven que desconoce la oscura historia, se muda a la Mansión Heelshire. La premisa seguirá la historia del hijo menor que encuentra la muñeca de porcelana y se hace amigo de Brahms.   The Boy: La maldición de Brahms Critica En el año 2016, William Brent Bell consiguió un relativo éxito con The Boy, una película que basaba todo en su ritmo pausado y en la atmósfera gótica que empapaba cada fotograma aunque, al final, la sorpresa no era tanta. Cuatro años después, Brent Bell regresa al mismo mundo con este Brahms: The Boy II. Tras un suceso muy desagradable, que ha dejado marcas emocionales en la pareja formada por Lisa, Sean y Jude, el hijo de ambos, la familia se muda a una pequeña casa en medio de un idílico bosque. Lo que debería ser un viaje hacia la curación, sufre un desvío al infierno cuando Jude encuentre enterrado un muñeco: Brahms. Reconozco que The Boy me pareció entretenida pero es la típica película que se ve y solo deja el poso de la sorpresa final, por eso me sorprendió el anuncio de esta segunda parte. Vale, ¿qué queda por contar si en la historia del 2016 ya estaba todo resuelto? ¿Acaso quedaba alguna pieza suelta y se podría tirar desde ahí? Brahms vuelve a utilizar el muñeco, que genera bastante desasosiego, y el mismo lugar de rodaje, ahora trasladando la acción de la mansión victoriana a la casa de invitados donde ha ido a instalarse la familia. Los creadores del Boy original, el director William Brent Bell y la guionista Stacey Menear juegan parte del metraje con los que vieron la película original, gracias a una serie de guiños, al tiempo que los que se acercan por primera vez no sentirán que les falta información… Esto es lo más positivo, ya que el resto plantea más problemas: Brent Bell y Menear apuestan todo a la presencia de Brahms y al gesto inexpresivo del niño Christopher Convery, en la supuesta dinámica entre ellos que no evoluciona hasta el último tercio cuando llegan las respuestas de forma demasiado atropellada. Katie Holmes nunca ha sido una gran actriz y el terror no le debe ir mucho ya que, al igual que en Don’t Be Afraid Of The Dark de Troy Nixei, se la nota incómoda, de su partenaire en pantalla, Owain Yeoman, solo podemos decir que su barba siempre está impoluta; Christopher Convery resulta demasiado inexpresivo y el veterano Ralph Ineson se pasea por la película, siempre con la escopeta colgada del brazo, a la espera que le toque hacer algo. Este es el problema de The Boy II y que muestra las debilidades del guion y la realización: cada diez minutos se aplica la fórmula de A (Katie Holmes pone cara de mosqueo y/o miedo)+ B (El muñeco está sentado) que es igual a C (Susto apoyado por sonido o música) antes de iniciar el A+B= C de nuevo hasta que llega D (resolución), E (Epílogo forzado) y luego F (Final). Si te gusta el género ya has visto Brahms: The Boy II y su resolución te recordará a un par de películas de que no diré para no estropear la sorpresa, pero los espectadores que no suelen ver películas de terror, seguramente disfrutarán sus pequeños sustos y la resolución.

No dormirás

Suspense Terror
5.1

No dormirás En un hospital psiquiátrico abandonado, un grupo de teatro experimenta con insomnio para la preparación de una obra teatral. Con el paso de los días sin dormir, alcanzan nuevos umbrales de percepción que los exponen a los secretos del lugar y las energías que lo habitan. Cuando Bianca, una joven y prometedora actriz, se une al elenco, compitiendo por el papel principal, debe sobrevivir no solo a la intensidad del trabajo y sus compañeros de reparto, sino a la fuerza desconocida que los empuja hacia un resultado trágico. No dormirás Critica Vamos con el contexto. Durante los años 70 y 80 se hicieron diferentes experimentos sobre la privación del sueño para ver como se comporta el cuerpo, y sobretodo el cerebro, ante la falta de descanso. Incluso en épocas anteriores se utilizaba como método de tortura. Esta cinta utiliza este elemento como hecho diferencial, y a priori, bastante interesante como principio de argumento para una película de terror. Pero desgraciadamente aquí terminan las buenas ideas. Bianca es una joven actriz que debe cuidar de su padre enfermo a la vez que intenta prosperar en su carrera como actriz. Un día recibe una oferta como protagonista en la obra de una extraña compañía que como requisito para el papel será privarse de dormir durante los días antes del estreno. Y a partir de una introducción que despierta cierto interés en el espectador, la cinta va para abajo con cierta velocidad. La película va tocando todos los clichés del género sin inventar nada demasiado novedoso. Es remarcable, lo mucho que se parece esta cinta a la primera de Insidious, a la que coge varias ideas y las adapta en esta. Además su rocambolesco argumento no hace más que enmarañarse en si mismo hasta no dejar bien claro la línea general. Una vez terminada No dormirás no sabes bien quien eran los héroes y quiénes los villanos. Ahí hay un importante problema de guion. Dirige su segunda cinta de terror Gustavo Hernández, que ya nos trajo en 2014 la peculiar Dios Local, en términos generales de dirección es correcto pero, aún así, adolece de muchos problemas. Logra explotar el escenario del hospital psiquiátrico de manera correcta, aunque los personajes quedan algo desdibujados por el continuo giro argumental al que se ven sometidos. Las escenas de terror tampoco es que sean una maravilla, todas recurren al jump scare de manual y poco más. Hay veces que crea tensión con un acertado manejo de la edición pero siempre acaba optando por la resolución fácil. Además hay algunas escenas con una cámara lenta totalmente injustificada que resta puntos a la escena. Se entiende que pueda aparecer un momento, pero la escena en cuestión es tan larga (y toda ella en cámara lenta) que acaba pareciendo una parodia. Protagoniza la joven Eva De Dominici, su personaje es el más interesante de la cinta, la única que logra importarte y con su interpretación, a caballo entre lo vulnerable y lo resolutivo, se hace destacar sobre todo lo demás. No puedo decirse lo mismo de la española Belén Rueda, que vuelve al terror tras El Orfanato (2007) y Los ojos de Julia (2010). En esta cinta se la ve sobre actuada e histriónica, interpreta a una artista vanguardista sobrada de autoestima que hace que tenga algunas líneas de diálogo de auténtica risa. Es una película floja, no es un absoluto desastre pero su falta de ritmo, su guion rocambolesco, sus sustos que se ven de una hora lejos, sus extrañas decisiones en la dirección... hacen que no sea una cinta demasiado recomendable a los amantes del terror, a no ser que seas un amante ferviente del género que necesites tu dosis semanal y esta sea la única opción.

Gonjiam: Haunted Asylum

Misterio Terror
6.5

Gonjiam: Haunted Asylum Una compañía de internet decide retransmitir en directo cómo un grupo de gente se adentra en el manicomio de Gonjiam. Para atraer a más espectadores, el espectáculo juega con los participantes, pero todo se complica cuando surge la posibilidad de que haya almas en pena acechando en las sombras. Gonjiam: Haunted Asylum Critica     Fuente inagotable que alimenta sin cesar el género de terror, los found footage parece ser que se resisten a desaparecer del mapa. Cuando se han realizado tantos, ese calificativo queda como aquel monigote de papel, a poder ser de diario, que cuelgan los niños a los despistados en el día de los Santos Inocentes. A pesar de todo y de parecer cortados por el mismo patrón, este tipo de films tienen la particularidad de captar nuestra atención a pesar de que mentalmente ya vamos adivinando lo que va a aparecer en la pantalla. Gonjiam: Haunted Asylum no se aparta mucho de ese molde, pero cuenta con la particularidad de que pasas auténtico miedo durante su visionado. Tensión que está muy bien conseguida a través de todo un arsenal del horror: apariciones, fantasmas y objetos móviles de toda índole, eso sí, cuenta con la ayuda de las nuevas tecnologías en un no va más en el uso y abuso de las redes sociales. El equipo de una página web de terror que se dedica a transmitir en directo todo tipo de situaciones escabrosas, se dirige a un asilo abandonado para hacer un programa con algo de relleno fake. A medida que pasan los minutos se van dando cuenta que el terror les está esperando en cado rincón de ese viejo edificio de pesadilla. Muy buena realización a cargo de Beom-sik Jeong de algo que, a falta de más imaginación, sirve para abrirse paso en el género de terror. Tenemos que hacer constar el hecho de que provenga de Corea del Sur. Eso por sí mismo no tiene demasiada importancia salvo que hablemos del apartado técnico, el cual se utiliza con gran precisión haciendo servir gran cantidad de cámaras que graban las situaciones desde todos los ángulos sin molestarse entre sí. Con esto último que hemos apuntado tenemos que nombrar a Yoon Byung-Ho, encargado de la fotografía y de que todo encaje en un aluvión de imágenes, incluso desde el aire con la utilización de drones. ¿Engrandece esto el producto final?, dudamos un poco, lo que está claro es que no estorba. Las interpretaciones son bastante previsibles y no se apartan en exceso de los cánones de este tipo de cintas. La corrección de las mismas hacen hasta creíbles las, en ocasiones, absurdas escenas que tienen como objetivo fundamental asustar al personal, y a fe que lo consiguen. Nombraremos a tres de los integrantes para que no sea dicho. Empezaremos con la parte femenina con Ye-Won Mun y Ji-Hyun Park. En el lado contrario Seung-Wook Lee. Recomendarla, para acabar, a los que les encante pasar realmente miedo en una sala de proyección. Garantizamos algún que otro bote en la butaca y apartar la mirada de la pantalla en más de una ocasión. No está nada mal, solo por eso vale la pena gastar algo de nuestro tiempo en contemplarla.

Navidad sangrienta

Misterio Terror
4.4

Navidad sangrienta Un grupo de estudiantes es perseguido por un extraño durante sus vacaciones de navidad. Remake de la película homónima aparecida en 1974.   Navidad sangrienta Critica Mucho antes que Carpenter presentara al gran público al icónico Michael Myers, las bases del slasher fueron esbozadas en un modesto film de 1974 dirigido por Bob Clark cuyo título era "Black Christmas". Objeto de culto en nuestros días, el film ganó adeptos a medida que sus innovadoras virtudes eran plagiadas u homenajeadas en producciones posteriores (desde la citada "Halloween" hasta la saga "Scream de Wes Craven"). El film ya fue objeto de revisión en aquella oleada de remakes que nos llegó a principios del milenio, inaugurado por Markus Nispel y su revisión de la obra maestra de Hooper. Partiendo de la misma situación en la que se desarrollaba en la cinta interpretada por Margot Kindder, el remake dirigido por Glen Morgan se alejaba del suspense sostenido del original para adentrarse en esos nuevos patrones del gore y su explicitud más moderna, a la sombra de la saga "Saw". Aunque fallido y confuso, la película de 2006 al menos proponía una incómoda historia familiar con incesto de por medio que resultaba, cuanto menos, curiosa. Actualmente vivimos una nueva oleada de nuevas versiones denominadas reboots, intentando sonar a novedad cuando en verdad se trata de recrear absolutamente lo mismo. Después del éxito de la nueva entrega "Halloween" y, ante la falta de ideas novedosas dentro de la industria, le llega el turno a "Black Christmas". Pero, ¿qué es lo que puede aportar de nuevo una revisión del film? Pues sus productores pensaron que, viviendo en unos tiempos políticamente correctos, otorgar la producción de un tipo de cine, en cierta manera, tildado de misógino, a una directora y añadir cuatro elementos del movimiento "MeToo" harían las delicias de los aficionados/as. Traicionando totalmente el espíritu de la original, el film juega a la explicitud ideológica, creando situaciones de vergüenza ajena que, al contrario de lo pretendido, juega en detrimento de cualquier acto reivindicativo. El previsible elemento sobrenatural aquí añadido, fuerza al espectador a elevar su nivel de exigencia ante una idea que, a todos los niveles, resulta poco acertada. ¿Qué hubiera sido del film, si en vez de calibrar todos sus recursos en pos a ese feminismo de postín, se hubiera centrado en lo que realmente importa, dar miedo (o al menos intentarlo)? Y para más inri y rematar la faena, ni rastro de hemoglobina y la mayoría de asesinatos en off, ¿qué más podemos pedir? Hay muchas maneras de reivindicar posiciones ante el celuloide y no creo que, jugando al absurdo y construyendo un film tan flojo y sin ningún tipo de sorpresa, sea la manera adecuada. Lo mejor; Hace grande la película original, no hay posibilidad de superarla.